16 noviembre 2010

14.000 visitas en 10 días

Como ya contábamos hace unos meses en "El auge de las pop-up stores", en estos tiempos digitales la experiencia de compra real sigue en auge, como demuestra la creciente presencia de las pop-up stores en las estrategias de márketing.
Esta vez es BusinessWeek quien les dedica atención prioritaria, en un artículo donde explica la nueva generación de este tipo de tiendas, más grandes, vinculadas a las grandes marcas, centradas en la distribución de productos gratuitos (no en la venta) y orientadas a generar tráfico y notoriedad. "The goal –como dice el artículo– is not to move merchandise but to build brand loyalty".
Un par de ejemplos sirven para ilustrar esta tendencia: la pop-up de Procter&Gamble en Midtown Manhattan, que recibió 14.000 visitas en 10 días; y la de LeviStrauss en Soho (también en Manhattan). Lugares para dar que hablar, y cuya visita se transforma en conversación, on-line y off-line.