05 marzo 2014

El cerebro prefiere el papel

Hemos hablado mucho en este blog del libro electrónico; de sus virtualidades, ventajas y potencial. El formato digital puedes verse como una vía de democratizar la cultura, eliminar barreras de entrada, facilitar el acceso al libro y hacer que la gente lea más. Todo ventajas.
Sin embargo, como explica un reciente artículo de la revista Investigación y Ciencia, "el cerebro prefiere el papel": la publicación impresa mantiene todavía algunas ventajas: cansa menos la vista, permite hojear y explorar la obra de manera intuitiva, facilita hacerse una idea global de su estructura... y posee, sobre todo, una característica insustituible: la simplicidad.
El papel ofrece una inmediatez y una sencillez difícilmente superables por la tecnología. Un toque de humanidad, que lo hace cercano, fácil y asequible.
Si no, que le pregunten a los creadores de los Post-It, las Moleskine o la revista Monocle. Apuestas decididas por el papel en un mundo digital, que cosechan hoy más éxitos que nunca. Nada hay más sencillo que escribir una nota en un Post-it o, simplemente, abrir un libro y ponerse a leer. Sin necesidad de batería, cable, electricidad, conexión, o ebook.
Si te interesa saber porqué el papel se mantendrá, tienes un sinfín de razones en el enlace de abajo.
Y, si quieres ver cómo desconcierta el papel cuando sólo has conocido el iPad, puedes ver también el vídeo que insertamos en este post.
Lo que parece cada día más claro es que no tiene sentido pensar en digital o papel como realidades excluyentes y, también, que en el futuro habrá sitio para todos.



MÁS EN:
http://www.investigacionyciencia.es/investigacion-y-ciencia/numeros/2014/2/por-qu-el-cerebro-prefiere-el-papel-11784