03 octubre 2012

6 "patologías" de la comunicación en las organizaciones

En la comunicación de las organizaciones existen patologías, errores habituales que surgen de la incomprensión de las reglas de la actividad. Estos fallos hacen que, como diría Esteban López-Escobar, la comunicación degenere en "pseudocomunicación". Nos devuelven a la Torre de Babel, lugar donde reina el desconcierto y la confusión (a la izquierda, en la inquietante imagen que Brueghel pintó en 1563).

1. La falta de claridad. Es necesario elaborar "productos" que respondan las preguntas que plantean los públicos y comuniquen claramente. A veces, lo que se dice está mal explicado, no se entiende, o parece a años luz de las preocupaciones reales de las personas.

2. La falta de sentido de la actualidad. Los medios tienen sus tiempos. Las noticias no pueden esperar: sólo son noticias hoy. En los medios existen “ciclos” generados por el interés informativo que provocan eventos previstos o crisis y noticias imprevistas. Entonces es cuando hay que hablar.

3. La dispersión. Los mensajes pueden “orquestarse”. Hay que buscar la coordinación de los contenidos que se difunden. En las grandes orquestas, la diversidad crea una armonía superior y concorde. En cambio, en las organizaciones con problemas cada uno hace la guerra por su cuenta.

4. Pensar que la comunicación es cuestión de herramientas. Lo que decimos tiene que tener verdadero contenido. No basta desarrollar aplicaciones móviles, poner cosas en la web o estar en nuevas redes sociales. Entender la comunicación implica cambiar los mensajes y decir cosas relevantes. La comunicación no es solo cuestión de medios, es cuestión de tener cosas importantes que decir.

5. Separar comunicación de dirección. Es un error limitar la comunicación al portavoz o al director de comunicación y pensar que es “delegable”. Los directivos deben tener la mejor ayuda y consejo en este terreno. Comunicar es dirigir, entre otras cosas, porque es poner orden y dar forma, establecer las prioridades. Cuando más cerca esté la comunicación de la dirección general, mejor.

6. La falta de transparencia. Hemos pasado de organizaciones cerradas a organizaciones abiertas. La transparencia es una exigencia de los entornos sociales actuales: el secretismo y el ocultamiento son "recetas para el desastre".

Estas patologías dificultan un poco las cosas. La buena noticia es que se curan: el efecto benéfico de la comunicación en las organizaciones se hace patente en poco tiempo.

MÁS EN:
http://c4etrends.blogspot.com.es/2015/01/que-es-comunicar.html