18 abril 2012

¿Tan difícil es pedir perdón?

Es difícil decir cosas sobre los problemas de la Casa Real en las últimas semanas que no se hayan dicho ya o no sean críticas oportunistas. Por eso, en el blog nos centramos en los aspectos de comunicación que son propios de nuestros estudios e investigaciones.
En cualquier caso, la Casa Real va camino de convertirse en otro caso paradigmático de institución que es incapaz de adaptarse a los medios. En la era de la transparencia y la comunicación abierta los ciclos de noticias se suceden y el silencio no resuelve los problemas sino que los agrava. Las cosas se pondrán peor. En el pasado, las dificultades se resolvían -aparentemente- callando o hablando de otras cosas (y a veces también con el secreto y el ocultamiento). Ya no. Esta crisis es un reto de comunicación formidable, que el silencio o las “maniobras de distracción” no arreglarán. ¿Tan difícil es pedir perdón? Cada día que pasa es un día perdido.

MÁS EN:
http://www.casareal.es/