14 abril 2011

Cuando llegar primero es la peor opción

Contrario al dicho popular de "el que da primero, da dos veces", que atribuye a quien toma la iniciativa los beneficios y las ganancias, un reciente artículo en el Journal de la Academy of Management está empeñado en demostrar justo lo contrario: las desventajas de empezar primero, la "first mover disavantage".
Según los autores, iniciar proyectos tiene muchos más perjuicios que beneficios; lo que realmente compensa es... llegar después: o sea, empezar segundo. De ese modo, te ahorras los costes de entrada y aprendes de los fracasos de otros. Además, el número de fracasos entre los líderes es mucho mayor que entre los imitadores.
Aunque el argumento tiene sus puntos débiles, sirve de contraste para entender los riesgos que comporta emprender proyectos, ayuda a tomar precauciones y dispone a aprender de la experiencia ajena.
Un interesante punto de vista que viene bien considerar. También, a los convencidos de las ventajas de llegar primero.

MÁS EN: