04 enero 2011

¿Qué precio estás dispuesto a pagar por la popularidad 2.0?

Matthew Creamer recuerda en Advertising Age (3 de enero) una importante lección: no conviene sacrificar los objetivos de la comunicación al altar del número de seguidores. Tener más seguidores en Facebook o Twitter es relativamente sencillo, pero ¿qué precio estás dispuesto a pagar personal o institucionalmente?
Es relevante que te sigan muchas personas, pero lo que necesitas no es tanto popularidad como autoridad y confianza. Interesantes reflexiones para el 2011...