27 agosto 2010

Educación y marketing, de la mano

Un artículo de The Economist informa sobre una iniciativa que se está llevando a cabo en China desde 2008: escuelas de inglés para niños bajo la marca Disney. En este país la educación es muy valorada y el inglés es apreciado como una lengua que abre puertas a Occidente. Sin embargo, pocos son los padres que pueden permitirse este "lujo", ya que los costes anuales de la matrícula alcanzan los 1800 dólares.
En las escuelas se emplean materiales didácticos de última tecnología, todos impregnados de los personajes de Disney, y que previamente pasan por los controles de censura pertinentes. Se trata de una buena iniciativa con fines educativos, seguro divertida, pero que a la vez supone una experiencia de marca intensa (también ofrecen otras, como los cruceros). Tal y como reza el artículo, "Chinese children weaned on Mickey and Goofy may one day demand to be taken to a theme park".
MÁS EN:
http://www.economist.com/node/16889262